26/02/2024

Search

Casación del fiscal Federico Delfino en la causa a Farid González es declarada inadmisible 

Compartir:

La Sala Penal de la Corte declaró inadmisible el Recurso de Casación interpuesto por el Fiscal Interino Federico Delfino Gines, contra el A.I. N° 290, de fecha 15 de septiembre de 2023, por el cual se confirma la calificación provisoria de extorsión al Abg. Farid González, esposo de la jueza Norma Salomón.

Los miembros de la Sala indicaron que la casación no cumple con los requisitos legales, debido a que ataca un interlocutorio que no pone fin al proceso, es decir, no forma parte del catálogo de resoluciones impugnables por esta vía. 

Farid González está imputado por extorsión y tráfico de influencias. 

Según la imputación, el caso se originó tras una denuncia realizada por una persona en el marco de la causa “C. G. V. s/ Violencia Familiar”, en el juzgado a cargo de Norma Salomón. En dicha causa, la expareja de la denunciante fue beneficiada con el arresto domiciliario. 

El 7 de julio del 2023, la señora fue convocada por el abogado José De Vaca a su estudio jurídico, ubicado en las inmediaciones del Palacio de Justicia de Asunción, donde el profesional le manifestó que contactó con el abogado Farid González y que a cambio de una suma de dinero podría influenciar en la resolución sobre la medida cautelar contra su expareja, otorgándole prisión preventiva.

“Es así, que el 17 de julio de 2023, la señora denunciante tuvo una conversación telefónica con Farid, quien le dijo que debía en principio entregarle G. 20 millones y la citó al día siguiente en el Shopping 14 y medio de San Lorenzo. El 18 de julio, aproximadamente a las 9 horas, la denunciante y Farid se reunieron. Farid se identificó como abogado y esposo de la jueza Norma Salomón y le exigió que debía entregarle la suma de G. 30 millones, caso contrario su expareja sería beneficiada con una medida cautelar menos gravosa por el Tribunal de Apelación de Central, ya que su esposa, la jueza Norma Salomón ya le había otorgado medidas”, refiere la imputación.

Más adelante siguieron manteniendo comunicaciones telefónicas. Farid le exigió la entrega de G. 30 millones y le dijo que si no le entregaba su vida y su integridad física correrían peligro. Ante tanta insistencia, la denunciante le manifestó que era mucha plata y que buscaría la forma de reunir el monto exigido. Farid le dijo que tenía tiempo hasta el 4 de agosto para entregarle el dinero en un lugar público.

Artículos Relacionados