17/06/2024

Search

Fiscal Pak explica como Marset, “Tío Rico” y Sebriano enviaron 17.340 kilos de cocaína ante la “vista gorda” de órganos de control

Compartir:

El fiscal Deny Pak, en forma didáctica, explica como la banda criminal integrada por Sebastián Marset, Miguel Insfrán y Luis Sebriano enviaron 17.340 de cocaína, desde abril de 2020, hasta 2021, desde el Puerto de Villeta y que les generó ganancia de US$ 433.500.000. ¿Qué hicieron los órganos de control y de investigación?

En audiencia preliminar de 14 acusados en el caso A Ultranza PY, que se hizo ante la jueza Rosarito Montanía, y que comenzó finales del año pasado y terminó a principio de 2024, el fiscal Deny Pak explicó en forma didáctica el esquema implementado por el grupo criminal, que utilizó cuatro empresas para el envío de la droga al extranjero.

 

Así detalló Pak el tráfico de 17.340 kilos de cocaína mediante cuatro envíos y a través de cuatro empresas de Luis Sebriano, detenido y acusado en el caso del operativo “A Ultranza PY”:

 

Entre las empresas que fueron utilizadas por el prófugo Sebastián Marset y Miguel Insfrán, alias “Tío Rico”, para enviar cocaína a Europa y Africa se encuentran la firma Maxigrains, propiedad de Luis Sebriano González. Mediante esta firma la organización criminal envió 1.071 kilos de cocaína oculta dentro de la bolsa de BIG BAG, que contenía harina de soja y que fueron transportadas en el interior del contendor identificado como MRKQ 2720786, que partió del puerto de Villeta, con canal verde, el 10 de marzo de 2020 y fue descubierta el 23 de abril de 2020 por la Policía Federal Belga y de Aduana, específicamente en el puerto de Amberes.

La segunda empresa que fue utilizada es Artis, que envió 1.131 kilos de cocaína oculta dentro de la bolsa BIG BAG, que contenía harina de soja y que fue transportada dentro del contenedor identificado como SEGU4817343. Partió también del puerto fluvial de Villeta, con fecha de cumplimiento de embarque del 17 de abril de 2020, con canal naranja y descubierta el 18 de junio de 2020 por la Policía Federal y Aduana de Bélgica en el Puerto de Amberes.

La tercera empresa utilizada por la organización criminal fue NEUMÁTICOS GUAIRÁ SA, también de Sebriano. A través de esta firma se enviaron 10.964 kilos de cocaína. Se encontraron paquetes con logotipo de BUGATTI y CNGE, ocultas dentro de una carga de cuero azul. Partió también del puerto fluvial de Villeta, con fecha de embarque del 15 de febrero de 2021, con canal verde y fue descubierta el 2 de abril de 2021 por la Policía Federal de Bélgica, en el puerto de Amberes.

La cuarta empresa fue GUARANÍ BUSINESS IMPORT E EXPOR SA, mediante la cual se enviaron 4.174 kilos de cocaína. Entre los paquetes se encuentran los identificados con el logotipo CORSO oculta dentro de la bolsa de BIG BAG con harina de soja. Partió del puerto fluvial de Villeta, con fecha de embarque el 30 de agosto de 2021, con canal rojo y fue descubierta en el Puerto de Rotterdam el 30 de octubre del mismo año, por la policía de países bajos, específicamente por el equipo de HART de investigación del referido.

Conforme a las cargas que fueron descubiertas en esta investigación se sostiene como base la remisión de la carga de cocaína, por parte de la organización criminal, de un total de 17.340 kilos de droga.

Luis Sebriano fue el que se encargó de realizar todos los trámites y gestiones correspondientes en la Dirección Nacional de Aduanas, SENAVE, Empresa Marítima del país, hasta los trámites en puertos para el despacho y embarque de los contenedores cargados de cocaína.

 

MODUS OPERANDI

Las personas encargadas de las empresas utilizadas para el envío de la droga, como el caso del acusado Luis Sebriano, realizaban intercambio de correos electrónicos, con empresas importadoras del extranjero las cuales, en la generalidad de los casos era empresas clonadas que utilizaban las razones sociales de empresas ya existentes en el extranjero. Esta puesta escénica fue con la finalidad de aparentar la existencia de una demanda dentro del comercio internacional lícito, para que de esa manera las empresas nacionales utilizadas para el tráfico de drogas puedan aparentar una oferta y emitir facturas pro forma por ser la práctica habitual del comercio internacional y de esta manera gestionar el despacho de las mercaderías lícitas, que tenían ocultas en su interior paquetes de cocaína, que para los fines de su identificación, el grupo criminal los identificaba como “premio o premiado”, explicó el fiscal durante la preliminar a los 14 acusados en el marco de A Ultranza PY.

Así mismo, para esta puesta escénica, realizaban transferencias internacionales con el objeto de dejar registro acerca de los movimientos financieros de las empresas locales y de esa manera aparentar tener un flujo de capital, propio de una empresa lícita.

 

CELULARES CON APLICACIÓN ENCRIPTADA

Para la concreción de estos actos, los integrantes de la banda criminal utilizaban teléfonos celulares que tenían instalados la aplicación encriptada conocida como SKY ECC, también la aplicación LINE y SIGNAL, con los cuales coordinaban las actividades y realizaban los reportes acerca del movimiento de la sustancia ilícita y de las adquisiciones de bienes. Para este efecto, cada uno de los integrantes del grupo que formaba parte del bloque de tráfico de drogas y del lavado de activos tenían asignados pines y alias, con los cuales se identificaban entre sí, bajo un acuerdo de voluntades de que tenían prohibido mencionar sus nombres con el objeto de no dejar registro acerca de sus identidades.

 

LOS ALIAS DE MARSET, TIO RICO Y SEBRIANO

En ese sentido, el imputado Sebastián Marset tenía asignado los siguientes pines: WXV5F7, MIGWVF y JPIKRN, con los cuales interactuó bajo los alias: OMELET, DOR, FAVO, ETC.

Miguel Insfrán utilizó los pines identificados como: 9QTQTI y 60PDXF e intercambió bajo los alias: MACRON, RALLY, SKODA, entre otros.

Luis Sebriano utilizó los pines: 95QRUQ y 8PZP8C e intercambió con el alias: FLASH.

 

IDENTIFICACIÓN DE LA COCAÍNA

La cocaína que pertenece al grupo criminal era identificada como: ARIES, BOTX, BUGATTI, CNGE, CORSO, FENDI, FENIX, INFINITO, MARADONA, MANCHESTER, MONT BLANC, PABLO ESCOBAR, PIÑA, ROLEX, SEDEX, SEÑOR DE LOS CIELOS, KTM, Z8 y en ocasiones sin marca.

El precio de la droga remesada era por moneda en dólares americanos, también euro. La plata ingresaba por varios países hasta ingresar a Paraguay. Para este efecto, se encontraban los integrantes encargados para la circulación y transporte de las ganancias para los cuales utilizaron el sistema cambiario, también la generación de token, que finalmente eran insertadas dentro del sistema económico y financiero para compras de bienes y empresas.

 

GANANCIA DE US$ 433.500.000.

Se destaca que por cada paquete de cocaína el precio oscilaba entre 12.000 a 14.000 dólares y si era enviada a África el precio era 18.429 dólares. En caso de que el mercado final sea europeo, el precio era entre 20.000 a 25.000 dólares por kilo.

La cantidad de droga descubierta fue de 17.340 kilos, lo que habría generado una ganancia de US$ 433.500.000. La distribución de los pagos era autorizada por el líder de la organización, Sebastián Marset, quien entregaba el token a los integrantes para que puedan retirar la parte que les correspondía como ganancia por el aporte realizado para el tráfico de drogas.

 

LOS ACUSADOS

La jueza Rosarito Montanía admitió la acusación contra Conrado Insfrán, Luis Sebriano, José Gamarra Villalba, Alexis Vidal González, Reina Mercedes Duarte Aguilera, Fátima Koube Ayala, María Noelia Colmán Alarcón, Alberto Koube Ayala. La magistrada dispuso que la causa sea elevada a juicio oral con relación a los mismos. También está incluido el exdiputado Juan Carlos Ozorio.

La jueza hizo lugar al procedimiento abreviado, por lavado de dinero y asociación criminal, a favor de Irma Vergara, Tadeo González, Diego Cubas, Liz Fabiola Taboada y Job Von Zastrow.

Artículos Relacionados