03/03/2024

Search

Ratifican prisión para esposa de policía imputado por asesinato de militar

Compartir:

El Tribunal de Apelaciones en lo Penal, Segunda Sala, ratificó la prisión preventiva impuesta a la imputada Ada Arasy Ruiz Díaz, esposa del suboficial de la Policía Nacional, Oliver Daniel Lezcano Galeano, en el marco de la causa del asesinato del militar asesinado Líder Javier Ríos.

La defensa técnica argumentó que su defendida padece problema de vista en ambos ojos. Verificando las constancias en autos al respecto tenemos la tomografía digital Pentacam HR firmado por el médico de Dr. Walter Timcke de fecha 24 de junio del 2020, quien menciona que se observa astigmatismo corneal irregular y asimétrico en AO; y según a las manifestaciones vertidas por la defensa técnica la misma debe realizar la consultas y tratamientos especializados de manera frecuente.

Sin embargo a tenor de lo dispuesto en el art. 243 del C.P.P. para decidir la vigencia del peligro de fuga no solo se tiene en cuenta el arraigo, sino además debe considerarse la alta expectativa de pena que podría imponérsele a la incoada Ada Arasy Ruiz Diaz De Lezcano, en caso de una eventual condena, en el caso particular la misma se haya sometida al presente proceso penal por el supuesto hecho punible de homicidio doloso el cual prevé una expectativa de pena de hasta 30 años de pena privativa de libertad, se debe considerar además la importancia del perjuicio causado, hechos éstos hacen que el peligro de fuga se encuentre latente, expresa el descargo del Ministerio Público.

Desde la postura del tribunal compuesto por los jueces Bibiana Benítez, José Agustín Fernández y Gustavo Auadre se consigna que  tras observar las constancias obrantes en autos, esta Magistratura pudo notar que la causa tuvo inicio en fecha 26 de enero de 2023, por lo que la presente causa se encuentra en la etapa preparatoria, estando el Ministerio Público abocado a recolectar y diligenciar los medios probatorios que determinen o no la existencia del hecho traído a estudio, es decir, este proceso se encuentra en un estado aún insipiente, por lo que en este momento persiste el peligro de obstrucción. – Igualmente, teniendo en cuenta la calificación jurídica antes mencionada tenemos que, la expectativa de pena en relación la procesada es sumamente elevada, además debe considerarse las circunstancias que rodearon al hecho, en el cual ha perdido la vida una persona, por lo que el perjuicio causado es significativo, en consecuencia, persiste igualmente el peligro de fuga, por lo que no puede ser aplicada en este momento, otra medida que no sea la prisión preventiva. Consecuentemente, es menester mencionar que las manifestaciones hechas por la defensa técnica, son ajenas al proceso penal, dicho de esta manera, las medidas cautelares tienen la finalidad de someter a la incoada a las resultas del proceso.

Asimismo, sobre el estado de salud de la procesada, conforme a las claras atribuciones establecidas por Ley 5.162/14 y en el libro II, Titulo III, Capitulo X del Código de Ejecución Penal, la misma deben ser tratadas dentro del establecimiento penitenciario en donde guarda reclusión.- En consecuencia, todas estas circunstancias nos indica que los presupuestos establecidos en el artículo 242, 243 y 244 aún siguen latentes y no han disminuidos en este momento procesal.

De acuerdo a la autopsia, Ríos recibió un disparo de arma de fuego, el proyectil presentaba orificio de entrada y salida. La bala ingresó un centímetro y medio por encima del orificio auditivo del lado derecho.

Teniendo en cuenta las características de la herida, el tirador pudo estar ubicado detrás de la víctima o del lado derecho, precisaron los investigadores.

Surge como principal responsable de su muerte Oliver Lezcano Galeano, suboficial de Policía que prestaba servicio en la Comisaría 24 de Asunción.

Artículos Relacionados